undefined

Gas butano

Si tienes en mente instalar calefacción en tu hogar, tienes que tener en cuenta una serie de factores. No debes precipitarte y debes tener en cuenta una serie de ideas que vamos a presentarte. En primer lugar, sigue los consejos que vamos a detallar aquí y luego podrás escoger la instalación de calefacción que mejor se adapte a tu hogar.

Para comenzar, hay que tener en cuenta los metros de la vivienda. No es lo mismo instalar la calefacción en una vivienda pequeña que en una gran casa. Después habrá que tener en cuenta si es una casa adosada o si es una casa individual. En caso de que la vivienda esté en un bloque, es importante saber si es un piso primero, segundo o un piso más elevado, ya que la instalación sería diferente en cada caso. Además, conocer el material con que se construyó la vivienda también es importante para la instalación, así sabremos qué peso pueden soportar las paredes. No puede aguantar el mismo peso el ladrillo que el pladur, por ejemplo.

Una vez que tenemos en cuenta estos factores y hemos decido el número de radiadores que vamos a colocar, hay que escoger el tipo de radiador que queremos instalar. Existen radiadores de distintos materiales. Los más ligeros y más vendidos son los de aluminio. Gracias a ellos, el calor se expande de manera muy rápida por la vivienda. Pueden ser instalados en cualquier tipo de casa o piso, y encajan perfectamente con el tipo de material que tengan las paredes, ya que pesan muy poco.

Los de hierro fundido, por otra parte, tardan más que los anteriores en propagar el calor. Sin embargo, el hierro es un material muy duradero. Respecto a las paredes, este tipo de calefacción debe colocarse sobre paredes que están hechas de materiales fuertes porque, como sabemos, el hierro es más pesado. Los radiadores que vayan a ir en la pared deberían llevar una lámina que refleje el calor y no se pierda hacia el exterior de la vivienda y sea aprovechado en el interior de la misma.

Además de calentar el ambiente, no nos olvidemos de contar con un buen calentador de gas butano para el agua, además resulta más económico que la electricidad o el gas natural que han experimentado varias subidas de precio. Un buen calentador junto con una buena instalación de calefacción le dará a tu hogar la calidez que necesita.